El hotel Porta d Alella es un pequeño hotel con encanto con trato familiar y cercano, con su restaurante “Les Terrasses”, situado en el corazón de los viñedos de Alella en la costa del Maresme, población más conocida por su D.O y sus famosos vinos y cavas.

Las 11 habitaciones cuentan con los detalles para ofrecerles el máximo confort y hacer de su estancia una experiencia única e inolvidable. El hotel también dispone de todas las comodidades como es la sala TV con pantalla plasma 42¨, su rincón de lectura, salón privado tanto para seminarios, reuniones como para comidas privadas, solárium panorámico, piscina con terraza de verano y terrazas panorámicas.

Tanto desde las habitaciones, como desde sus terrazas o su piscina se puede disfrutar de vistas únicas e impresionantes al valle de Alella donde predominan los pinedos, viñedos y masías. El hotel pone a su alcance la posibilidad de conocer la cultura del vino gracias a sus numerosas bodegas y edificios históricos de Alella y de otros municipios que comprenden la denominación de Origen de Alella.

Aparte, el hotel tiene acceso directo al parque natural Serralada, el cúal ofrece numerosas posibilidades como disfrutar de un paseo por sus rutas forestales, buscar setas en temporada de otoño o darse un paseo en bici por sus diferentes senderos.

Cabe destacar que el hotel esta situado en un enclave privilegiado a tan solo 15 min del centro de Barcelona, donde la Ciudad Condal es la capital progresista de Cataluña rodeado del Mar Mediterraneo y de viñedos de diferentes D.O y que ofrece una infinidad de alternativas para pasar el tiempo libre. Las Ramblas, Paseo de Gracias y tantos otros lugares mezclan la vida frenetica con el estilo bohemio de sus habitantes. Las Ramblas es probablemente uno de los puntos más representativos de la ciudad.

El hotel satisface a los amantes del mar ya que el Puerto Deportivo de El Masnou, es uno de los puertos deportivos mas importantes de la costa catalana, ofrece aparte de sus numerosas playas con aguas cristalinas, numerosos restaurantes y bares donde disfrutar de la vida nocturna.

El hotel es ideal tanto para los amantes del motor ya que se encuentra a tan solo 5 km del Circuit de Catalunya, Montmeló como de los amantes del golf ya que el hotel esta rodeado por numerosos campos de golf como Vallromanes, Teía, Tiana y Llavaneras.